SEGUNDA NACIONAL FEMENINA

Después del doble enfrentamiento con Coslada por ver cuál de los dos equipos permanecía en 1ª Nacional, a nuestro primer equipo femenino le costó adaptarse a la nueva categoría.

Una abultada derrota contra Leganés nos dejaba claro que la temporada no iba a ser ni mucho menos un paseo. En la primera vuelta el equipo no logró carburar contra los equipos de la parte de arriba y sumó dos derrotas más contra BM Sanse y BM Guadalajara.

Una nueva derrota contra Leganés, supuso el punto de inflexión de la temporada. Cuando parecía que la temporada se torcía en cuanto a resultados y lesiones (bajas muy importantes como Alicia o Sonia), el equipo empezó a mostrar su mejor versión en la victoria ante BM Sanse y jugaría el mejor partido de la temporada contra BM Guadalajara,  defendiendo a un gran nivel y logrando una cómoda victoria.

 

 

 

El equipo se colocaba en segunda posición y con dos puntos de ventaja sobre el tercer clasificado, justo cuando llegó el parón de la Liga por el COVID 19, a falta de 6 partidos para concluir la temporada.